Silver Valley y Tesla tras el oro blanco de México

Silver Valley y Tesla

Silver Valley Metals (antes OrganiMax) y Tesla Lithium (filial de la empresa de autos eléctricos), buscan formas para para quedarse con parte del llamado oro blanco que hay en territorio mexicano.

Según información del Servicio Geológico Mexicano (SGM), en México existen 26 proyectos de litio, de los cuales 10 son desarrollados por la canadiense Silver Valley Metals y uno por Mexital Mining (que pertenece a Tesla Lithium), este último es estratégico, pues es contiguo al de Bacanora en Sonora, señalado como uno de los de mayor potencial del mundo.

México aún no produce un solo gramo de este mineral, clave para la industria de autos eléctricos, la cual se estima triplicará su tamaño en la próxima década; sin embargo, diversos países lo ubican como uno de los que tienen mayor potencial. De hecho, el Servicio Geológico de Estados Unidos nos coloca entre las 10 naciones con las mayores reservas de litio en el planeta.

El proyecto de litio más importante en México es el ubicado en Bacadéhuachi, Sonora. No obstante, la canadiense Silver Valley Metals mantiene una fuerte apuesta, pues desarrolla 10 proyectos de litio en Coahuila, San Luis Potosí y Zacatecas.

La minera informó a sus accionistas que de esos 10 hay tres que son de alta prioridad: La Salada, Santa Clara y Caliguey, pues tras varios estudios se encontraron valores elevados y económicamente interesantes de potasio, litio y boro.

El más importante, señaló, es el de Santa Clara, ubicado a 70 km al noreste de la ciudad de Zacatecas, con valores de litio que oscilan entre 17 y 723 partes por millón. Sus altos valores hacen de este yacimiento un objetivo principal para las salmueras ricas en potasio y litio en profundidad.

Otro caso es el de Tesla, pues por medio Mexital Mining administra el proyecto Los Aros, ubicado a 190 kilómetros de Hermosillo, que colinda con el de Bacanora Lithium, y según ha informado, ha localizado capas de arcillas con valores de litio similares a las del desarrollo de la minera inglesa.

Dichas arcillas presentan valores por arriba de las mil partes por millón de litio y se ubican en la porción sur del proyecto, por lo que existe un enorme potencial en seguir encontrando mayores valores hacia el norte, es decir, más cerca al proyecto de Bacanora Lithium, señaló la minera en un reporte.

Para Tesla, obtener litio de México es clave, pues es la forma más sencilla de abastecer su megaplanta de autos eléctricos establecida en Nevada, EU. Por este motivo, además del yacimiento que posee en el país, también firmó un acuerdo con la china Ganfeng Lithium, empresa que es socia del proyecto de Sonora y próximamente absorberá a Bacanora.

Ambas empresas van contra reloj, pues actualmente en el Congreso se discute una iniciativa de reforma eléctrica, la cual contiene un apartado que busca reservar únicamente para el Estado la exploración, producción y comercialización de litio, retirando todas las concesiones que aún no estén en etapa de producción.

Entradas relacionadas

Dejar un Comentario